martes, 1 de diciembre de 2009

Espaguetis con gulas

El año pasado ya hablamos sobre el arte de viajar, los recuerdos y productos que nos traemos son muchas veces más gratificantes e ilusionantes que justo cuando se está viviendo en primera persona.


Esa vez tocó París... aaahhhh. Ahora nos toca Roma. Uno de los productos que me traje de la capital italiana, no podía ser otro, fue la pasta. Y entre los varios tipos de pasta que tengo en mi haber he decidido hacer esta vez la pasta negra. Debe su color a la tinta de sepia que se utiliza para su manufactura.


En Italia hay tantos tipos de pasta como días tiene el año. Es una maravilla. Y hay mil formas de hacerla. Hemos hecho ya varios platos de espaguetis, con verduras, langostinos, bacon, con nata, bechamel... esta vez vamos a hacerlos con gulas. Exquisitos.


Comenzamos de la misma forma que lo haríamos con un simple plato de gulas. Doramos en la sartén unos ajos laminados junto a una guindilla. Añadimos las gulas y las hacemos. Por último mezclamos con la pasta previamente hervida. Tan sencillo como sabroso.



Seguro es un plato que repetiréis.

No hay comentarios:

Publicar un comentario